viernes, 23 de mayo de 2008

Numbers

6º día de la semana del 5º Mes del año 2008 recapitulo acerca de las 16 hojas que tengo en el bolso y por las cuales he recorrido 24 estaciones del Metro de Caracas, 2 veces.

Conocí la Línea 2 y Línea 4 completas, conectadas a la más que familiar Línea 1, llendo desde La California hasta Los Teques, con rapidez y comodidad. 1000 felicitaciones por conectar destinos!

A las 5:50 am sólo pensaba en dar el primer paso fuera de casa. Sin dejar que mi mente juegue como títere conmigo, compro el boleto de 900 bsF que me permita llegar al paso 2. Y entre paso y paso, hasta las 2:30 pm soy sólo 1 máquina en función de 1 objetivo, el cual sería alcanzado en 8 horas y 40 minutos.

Una vez en mi lugar de destino, tomé 6 camioneticas hacia 4 destinos diferentes, para conseguir 2 requisitos importantes con los cuales mis 8 hojitas de papel tendría mayor valor (más que el certificar que he nacido).

En el banco, parte del 1er requisito, subo la mirada y el 370 se dibuja sobre mi cabeza. 60 personas después, el 435 me indica que es hora de dejar la lectura y acercarme a la taquilla. 1 Hora y 30 minutos de leer, leer, leer. Página 37..página 41..página 80...

7 personas, al menos que recuerdo, me guiaron con direcciones dignas del buen venezolano, cordial y con sentido propio de la orientación espacial. Subiendo por la calle del edificio, bajando por la otra, 3 cuadras cerca de la plaza, ahi mismito, cruzando enfrente, subiendome en la camionetica que dice "McDonalds" llegué a donde debía llegar.

Junto al bauche del banco número 10249372654, más las 11 copias de diversos documentos, junto a las 20 estampillas necesarias, entregué los requisitos.

En espera, durante unos 40 minutos, tras más páginas del libro, 2 mensajes de texto y 1 llamada reconfortante desde muchos kilómetros, recibí mis documentos.

En el camino de retorno por las mismas 24 estaciones, incontables pensamientos iban y venían. Los dejé jugar un rato en el patio, mientras los observaba. En el minuto 37 de haberme sentado mi mente empezó a sumar, restar, multiplicar meses, horas, segundos, minutos, documentos, firmas, lugares, requisitos, llamadas, mensajes, emails, planes, teléfonos, noches, desayunos, almuerzos, camioneticas, estaciones de metro, tickets ida y vuelta....

Luego de 2 post en el blog, después de casi 31 días sin escribir, 2 meses desde que estás emprendiendo tu aventura y aún con la calculadora mental corriendo por un lado de mi cerebro, aquel que prefiero ni asomarme ni interrumpir, he caído en cuenta de que el único resultado que busco es estar a tu lado.

Y esto me simplifica los cálculos...

1+1

T.A.
Get This

1 comments:

Fero® dijo...

Excelente! me parece increible la forma tan fluida en que corre la acción en este texto. Al principio llama la atención, en la mitad cautiva, y el suspenso es muy bueno llegando al inesperado final... Un numérico final, de 1 cifra.